2017: Aprende A Vivir Mejor

Escrito por miércoles, diciembre 28, 2016

Vivir Mejor es algo que todas las personas deseamos. Da lo mismo nuestras circunstancias laborales o personales, en esencia todos queremos vivir mejor, ser más felices y disfrutar más de la vida.

Cuando decides emprender un negocio (como es mi caso) ese es el sueño que se persigue: dar un cambio para hacer lo que nos gusta, disfrutar de nuestro trabajo y de nuestra vida personal, afrontar nuestros propios retos y alcanzar el estilo de vida soñado.

Estamos en un momento de cierre. Finaliza el 2016 y esta circunstancia siempre es buena para pararnos y reflexionar de qué ha sucedido en este año que termina, hacer balance.

Es momento de pensar sobre lo que hemos vivido, qué aprendizajes hemos sacado, y por supuesto, de hacer cambios de todo aquello que no nos ha gustado y que no nos ha reportado nada, o muy poco.

Ya sé que esto no es muy original y que muchos decimos y contamos que esto es lo hay que hacer, pero…

¿De verdad paramos un tiempo para permitirnos reflexionar sobre lo que ha pasado en este año y trazar nuevos horizontes, nuevos objetivos, y hacer los cambios necesarios?

Quizás sea sólo un día, o unas horas, y seguro que será el tiempo mejor invertido, pero… ¿de verdad lo hacemos?

Nos contamos que el tiempo es oro y nos proveemos de herramientas para tenerlo todo más organizado: ordenadores, agendas y organizadores electrónicos, teléfonos móviles y tecnología para aumentar nuestra productividad y recordarlo todo. Todo son prisas, retos, objetivos,… tanto en lo profesional como en la personal.

Los días parecen esfumarse más rápido de lo normal. Veinticuatro horas se vuelven pocas para todo lo que queremos realizar. Muy pocas veces logramos hacer lo que realmente queremos y deseamos. Nos sobrecargamos de información, de cosas para leer más tarde porque son interesantes, y esto nos estresa porque nunca, o casi nunca, le dedicamos tiempo a leer y se acumulan los mensajes pendientes.

Hacemos, hacemos, y hacemos, con la esperanza de que en esta carrera sin fin, ese sentir de estar muy ocupados nos lleve a la solución. No nos damos cuenta que ese vivir sin parar, ese afán por estar haciendo muchas cosas, en la mayoría de los casos, es transitar siempre el mismo camino que no nos lleva a ningún lugar. Damos vueltas en el mismo círculo que está muy lejos de nuestro sueño.

¿Quieres seguir viviendo así?

Si la respuesta es sí, adelante, sigue haciendo lo mismo. Quizás tu vida no sea como la he descrito.

En cambio, si la respuesta es no, ahora es un buen momento para hacer la parada de reflexión y hacerte una serie de preguntas que te encaminen a vivir mejor, disfrutar más, y liderar tu vida.

Es momento de preguntarte…

  • ¿Cuál es tu sueño? ¿Qué es lo que quieres? ¿Lo que has estando haciendo este año te ha acercado o alejado de tu sueño?
  • ¿Te has cuidado? ¿Has dedicado tiempo a tener una vida más saludable?
  • ¿Qué has hecho para amarte más y así ofrecer a los que te importan lo mejor de ti?
  • ¿Has dedicado tiempo a tu familia, a tus amigos, a ti? ¿Esto es prioritario para ti? En caso de serlo ¿Qué cambios puedes introducir para conseguirlo y dedicar más tiempo?
  • ¿Qué tiempo has dedicado a disfrutar, a pasarlo bien, a hacer cosas que te gustan, a llenar tu vida con experiencias bonitas?
  • ¿Has conseguido tus objetivos económicos?
    • Si la respuesta es sí. Genial, sobre lo que has hecho sigue construyendo para afianzar nuevos retos.
    • Si la respuesta es no. Reflexiona sobre lo que no ha funcionando y traza un plan para introducir cambios.

Pretender hacer lo mismo para conseguir mejores resultados es una forma de engañarte. Analiza qué puedes hacer diferente que te acerque a tus objetivos.

Lo más importante de esta parada de reflexión es que sea consciente de todo aquello que te ayude a vivir mejor. A disfrutar más de la vida.

El que empieces a darte cuenta de que tú tienes las riendas de tu vida, y lo que hagas con tu tiempo, es decisión tuya. Habrá momentos difíciles y momentos sobresalientes. Estas son las luces y las sombras, y que ambas son necesarias para que aprendas a vivir mejor.

De los momentos buenos aprenderás a disfrutarlos y a entregarte a esa energía vigorizante, reconfortante y empoderante.

De los malos momentos también aprenderás y deberás pasar el proceso de sentir y ver por qué están sucediendo. Vivirlos para aprender y dejarlos marchar.

Por mi parte te deseo que este momento de reflexión contigo te ayude a encaminar un año 2017 pleno de alegría, disfrute, y una vida mejor. Escribe en papel tus nuevos retos y ponles fecha de realización.

Se abren ante ti…

365 oportunidades para ser feliz, y ofrecerte a ti y al mundo, tu mejor versión

Tú decides si en tu día a día te dejas llevar por la desesperanza y el abandono de tus sueños. O por el contrario, decides comenzar a transitar el camino de la felicidad, la paz, la tranquilidad y el disfrutar cada momento de la vida.

¡¡¡Feliz 2017!!!

0
3 Responses

¿Que Piensas?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *